Pensiones

Acusan dificultades en el cobro del Seguro de Invalidez y Sobrevivencia para los afiliados del sistema de AFP

Publicado el 28 de septiembre de 2018
Fuente: Diario Financiero

La fundación Valídame presentó una denuncia ante la Fiscalía Nacional Económica por el tema. La entidad se encuentra desarrollando el análisis de admisibilidad previo a decidir si procede abrir o no una investigación.

La Fundación Valídame afirma que las AFP y las compañías de seguro están obstaculizando el otorgamiento de las pensiones de invalidez, con el fin de mantener a raya la siniestralidad del Seguro de Invalidez y Sobrevivencia (SIS).

La organización, que se dedica a asesorar a los cotizantes del sistema de AFP en la tramitación de este seguro, presentó una denuncia ante la Fiscalía Nacional Económica (FNE) en contra de ProVida por esta situación. Ante esa acción, la Fiscalía se encuentra desarrollando el análisis de admisibilidad previo a decidir si procede abrir o no una investigación.

El presidente de la fundación, Juan Carlos Pizarro, sostiene que lo que ocurre es que "se limitan los accesos al seguro con una serie de procedimientos artificiosos, dando excusas como que se cayó el sistema o que se cortó la luz". Dice que, por ejemplo, mientras en el compendio de normas del sistema de pensiones se exige que el trámite sea con cédula de identidad, en el proceso se "imponen requerimientos artificiosos adicionales que sólo van a dificultar el acceso del trabajador y favorecer a las compañías de seguro".

Según la investigación de la fundación, estas irregularidades vienen ocurriendo desde 2006, año en que recibieron las primeras denuncias al respecto. "El comportamiento continúa actualmente, los trabajadores de las AFP siguen teniendo un comportamiento de controlar metas", acusa.

El antes y después de la reforma de 2008

Actualmente, las administradoras están obligadas a contratar en conjunto este seguro para sus afiliados, en el caso que los trabajadores puedan sufrir invalidez o fallecimiento. El seguro es adjudicado mediante licitación pública, a la cual acuden las compañías de seguro con sus ofertas.

La implementación de este mecanismo de licitación, introducido en la Reforma de Pensiones de 2008, tuvo dos objetivos principales: bajar los precios del seguro y evitar conflictos de interés, en el sentido de que las AFP no estuvieran motivadas a restringir el acceso por parte de los afiliados a pensiones de invalidez y sobrevivencia.

Antes de 2008 cada AFP debía contratar para sí este seguro, pues ellas eran las responsables de entregar a los afiliados los beneficios del SIS. Cada AFP tenía la libertad para escoger la compañía de seguro y el tipo de contrato de su preferencia, al mismo tiempo que estas cobraban un precio único a sus afiliados, el que incluía el costo de administración más el costo del SIS. De acuerdo a los datos de la Super intendencia de Pensiones (SP), en ese momento el SIS representaba el 50% de los costos operacionales del sistema.

Tras ser consultada, la SP señaló que "por el momento, hemos recibido una denuncia que dice relación con AFP Provida. Sin embargo, permanentemente la SP se encuentra fiscalizando todos los aspectos relacionados al sistema de pensiones, con el objetivo de proteger los intereses de los afiliados".

Asimismo, precisó que hasta la reforma previsional de 2008 "las AFP se veían beneficiadas por una menor siniestralidad del SIS, lo que generaba un conflicto de interés con sus afiliados".

Pero más allá de los cambios implementados tras la reforma, desde la Fundación Valídame aseguran que las AFP mantienen una política de mantener a raya la siniestralidad del SIS. La razón detrás, según Pizarro, es que al final del día los holdings que se adjudican la licitación del seguro son al mismo tiempo los dueños de las AFP.

"Si tenemos una AFP haciendo un trabajo que no se explica en contra de sus propios afiliados para favorecer a una compañía de seguros, con la cual supuestamente no tiene ninguna relación, es el ente persecutor el que tiene que esclarecer las razones", puntualiza Pizarro, haciendo referencia a la FNE.

La demanda ante la Fiscalía por parte de la Fundación Valídame no es la única acción al respecto de este tema. Desde otra vereda, la diputada del partido Revolución Democrática, Gael Yeomans, anunció esta semana que comenzarán a recolectar firmas de los afiliados afectados y que pretenden crear una comisión especial para investigar el tema.

De acuerdo a un estudio de Ciedess, del total de pensionados (14.734) entre enero y agosto de este año, un 9% corresponde a sobrevivencia –que reciben las cargas de trabajadores fallecidos-, y el mismo porcentaje corresponde a pensionados por invalidez total, mientras que el 1% lo hizo por invalidez parcial.

A nivel de género, 2.048 mujeres se pensionaron por sobrevivencia, mientras que 7.442 hombres lo hicieron por la misma razón. En el caso de invalidez total, 3.537 fueron mujeres y 5.841 hombres.

Por otra parte, según datos de la Asociación de Aseguradores de Chile (AACH), entre el 2010 y el 2016 se realizaron 113.566 solicitudes de invalidez. Las principales causas fueron las patologías del aparato locomotor (osteomioarticulares), seguidas por causas psiquiátricas, cardiovasculares, neurológicas, oncológicas y diabetes mellitus.

Fuente: Diario Financiero