Cotizantes que dejan el sistema de isapres en doce meses superan a los que ingresan

Publicado el 11 de diciembre de 2017
Fuente: El Mercurio

La industria advierte que obedece a la precarización del empleo. En el Gobierno dicen que no sería tendencia y lo atribuyen a Masvida.

Veinte días restan para que concluya el año 2017, que será recordado por las isapres como uno de los ejercicios más difíciles para las aseguradoras de salud privadas. Las firmas del sector se enfrentaron a la crisis de la ex Masvida, que en marzo terminó intervenida por el regulador, pero además sufrieron los coletazos de la desaceleración de la economía.

Estos dos factores, a juicio de los expertos, explicarían por qué este será el primer año desde que hay registro (2010) en que las personas que abandonan el sistema de isapres superan a las que ingresan. De hecho, según cifras de la Superintendencia de Salud a septiembre de este año, 179.069 cotizantes dejaron las isapres respecto del mismo mes del año anterior, mientras que 176.966 ingresaron en doce meses (ver infografía). En términos netos, las isapres han perdido 2.103 titulares de planes varios que ahora serían beneficiarios de Fonasa. Solo se exhiben saldos netos positivos en los grupos de personas hasta 29 años.

El superintendente de Salud, Sebastián Pavlovic, advirtió que no se trataría de una tendencia, sino de una situación "coyuntural y extraordinaria" que se dio este año. La autoridad sostuvo que si bien a septiembre de 2017 hay un pequeño diferencial de cotizantes que salen, es muy probable que esté asociado a personas de Masvida que no pudieron entrar de otra isapre y se salieron del sistema. Aun así, manifestó que "tampoco puedo afirmar categóricamente que el diferencial de dos mil cotizantes se explica por personas que se fueron de Masvida a Fonasa".

"El termómetro"

Sin embargo, en la industria discrepan y afirman que el fenómeno obedece a factores de empleo, pues el comportamiento en el sistema de salud privada muchas veces funciona como un "termómetro" de la situación económica. El presidente de la Asociación de Isapres, Rafael Caviedes, afirmó que "no se percibe un efecto por Masvida, dado que produce un traspaso de personas de esa isapre mayoritariamente a Nueva Masvida y también a las otras isapres".

Así, sostuvo que la baja en cotizantes es resultado del debilitamiento del mercado laboral. "El desempleo formal crea las condiciones para que las personas puedan contar con ingresos sostenidos y así mantener una cobertura. Lo indicado se confirma por tres variables, mayor efecto negativo en regiones (mayor desempleo formal), por las edades del grupo de cotizantes que baja; mayor efecto en personas menores de 40 años y solo bajan trabajadores, y aumento en el número de pensionados", aseveró.

La economista y directora del Programa Social de Libertad y Desarrollo (LyD), Alejandra Candia, coincide y explica que el fenómeno puede atribuirse a la precarización del empleo, que ha traído consigo una disminución del asalariado privado y un aumento del cuenta propia, "lo que afecta la seguridad social formal".

Guillermo Paraje, economista, académico de la Universidad Adolfo Ibáñez (UAI) y miembro de la última comisión asesora presidencial para reformar el sistema de isapres, señaló que "la afiliación neta a las isapres es cíclica: aumenta cuando los ingresos promedios suben y disminuye cuando estos bajan o se estancan". En ese contexto, advirtió que "el aumento del desempleo o del empleo informal también afecta mucho a la afiliación neta".

Fuente: El Mercurio

Galería de Imágenes

Categorías asociadas

La Seguridad Social en Chile: Salud

Agente asociado: Aseguradoras de Salud

Sala de prensa: Seguridad Social en los medios